Search
  • Parroquia Maronita de San Chárbel

Juan Damasceno, el "orador de oro"

4 de diciembre


Rita Karam de maronitas.org



Como su nombre indica, era de Damasco, hijo de una familia de alto rango. Un estudiante de un monje siciliano que era conocedor y perito de las ciencias de su tiempo, por lo que alimentó su pensamiento con filosofía griega y abrió los ojos a la fe verdadera. Fue llamado la "orador de oro" o la "fuente de oro" debido a "la gracia radiante en sus palabras y en su vida".

Juan Damasceno vivió al comienzo la vida de los ricos, y solía asistir a la corte omeya debido a la posición de su padre con los califas. Allí aprendió poesía como resultado de su contacto con los poetas del Sahara, y adquirió conocimiento del Corán y la religión islámica como resultado de su amistad con Yazid ibn Mu’awiyah. Pero tan pronto como las restricciones a los cristianos comenzaron a tomar su curso, y en cuanto se promulgaron leyes que les prohibían asumir posiciones prominentes en el estado si no declaraban su Islam, Juan pasó a la vida monástica en el monasterio de San Saba cerca de Jerusalén, aferrándose a su fe y perseverando en la vida y sus centros mortales e ideas mundanas.


En el monasterio, Juan mostró una gran obediencia y obtuvo el permiso de su guía para “abrir la boca y decir lo que la gracia divina le ha enseñado”, luego de que la Virgen María le instruyera en un sueño a dejar fluir la fuente, porque él era capaz de “hacer la Iglesia de Cristo con sus palabras y decorar todas las fiestas de los mártires y los santos con sus himnos divinos". Luego dijo: "Déjalo ir ... porque el Espíritu Santo corre en su lengua". Así, la fuente se inundó y Juan estableció las leyes litúrgicas, las iglesias, los himnos y cosas por el estilo.


Juan, que fue ordenado sacerdote años más tarde, se convirtió en el predicador elocuente, creativo y racional de la Ciudad Santa. Precisamente de esta manera escribió sus obras doctrinales y dialécticas, particularmente sobre iconografía, sentando las bases teológicas para defender la veneración de los iconos, además de las composiciones litúrgicas y musicales.


Juan de Damasco pasó treinta años en el monasterio, durante los cuales vivió como santo monje y apóstol celoso de la Iglesia de su maestro, teólogo, cantor y músico, lo que lo convirtió en maestro y Doctor de la Iglesia. Tras su muerte, entre los años 749 y 750 d.C., mereció el título de "Héroe de la Verdad" con la proclamación del Séptimo Santo Sínodo en 787 d.C.


Hashtag: #maronitas #santosmaronitas #sanjuandamasceno

3 views0 comments

Derechos reservados ®

Parroquia Maronita de San Chárbel

Diseñado por iChárbel.digital

Cantos Maronitas