Search
  • Parroquia Maronita de San Chárbel

Patriarca Sako: Carta a los cristianos y al pueblo de Irak, con motivo de la visita del Papa

10 de diciembre.



Queridos amados,


"Gracia y paz en abundancia para ustedes" (1 Pedro 1, 2).


Me gustaría dirigirles esta carta con ocasión de la visita del Papa Francisco a Irak debido a su importancia nacional y eclesiástica:


1. Una visita que marcará un "nuevo hito" para nuestra Iglesia y nuestro país


Su Santidad el Papa Francisco hará una visita a Irak del 5 al 8 de marzo de 2021. Es una peregrinación a la tierra de Abraham que lleva un "mensaje" de consuelo para todos en este tiempo de incertidumbre, más que de turismo o de lujo.


Es un evento tan histórico que debemos estar preparados para él, nacional, eclesiástica y espiritualmente. Su importancia radica en alentar a los iraquíes a superar el doloroso pasado para reconciliarse y aliviar sus heridas; unirse y cooperar para lograr la paz, la estabilidad, la consolidación de la coexistencia y el desarrollo; respetar y apreciar la diversidad y el pluralismo, simplemente porque son hermanos "diferentes" de una familia y ciudadanos de un hogar compartido llamado Irak. Por lo tanto, deben unir sus manos para la paz.


Debemos estar a la altura del acontecimiento y no dejar que esta visita pase desapercibida, sin dejar un impacto "positivo" en nuestras Iglesias y en nuestro país, ya que nos invita a nosotros, los cristianos, a peregrinar hacia nuestras raíces originales para hacer una conversión y mantener nuestra identidad cristiana iraquí.


Además, esta visita es una oportunidad para que pensemos, revisemos, analicemos y lancemos una nueva visión de la Iglesia en Irak y en la región; para establecer un plan de trabajo para ello; para entusiasmarnos más en volver a la espiritualidad evangélica "radical" y estar más cerca de la gente, sirviéndoles con generosidad y alegría por todos los medios, de manera similar a lo que hicieron nuestros Padres, Santos y Mártires de la Iglesia.


Como todos ustedes saben, tanto las Iglesias caldeas como otras Iglesias iraquíes y las de todo el Medio Oriente están experimentando la presión de varios desafíos políticos, económicos y sociales debido a los conflictos, el extremismo, la inmigración y las consecuencias de la pandemia del coronavirus que han obnubilado la visión y complicado las relaciones y el trabajo.


Esta visita debe ser aprovechada para ser un punto de inflexión importante, para que la fe y la esperanza dentro de nosotros se convierta en un compromiso.


2. Todos somos responsables


En el siglo XXI, debemos darnos cuenta de la importancia de revisar y cambiar nuestra forma de pensar, en términos de aspectos teológicos, espirituales, litúrgicos, pastorales, ecuménicos y educativos. Además, debemos incluir en esta categoría nuestro comportamiento como creyentes y siervos devotos llamados por el Señor a cuidar de su pueblo, lejos del clericalismo y el prestigio.


Hoy en día, tenemos que cuestionarnos sobre: nuestra presencia, nuestro impacto con los cristianos y en la sociedad en general. También, sobre cuál es nuestra visión del futuro del cristianismo y la misión en Irak y del Medio Oriente. ¿Es la inmigración o quedarse y enfrentar los desafíos con fe, esperanza y alegría? Esta tierra es nuestra, y no puede ser imaginada sin los cristianos. También hay un gran desafío que enfrentan las familias que decidieron tener el menor número de hijos. Sin embargo, debemos apoyarnos mutuamente, ya sea que vivamos dentro del país o en la diáspora.


Nuestra presencia en Irak no es "aleatoria" o para la inmigración, sino más bien un plan divino, una vocación y misión que no puede ser abandonada a pesar de todas las dificultades. Como pastores, debemos comprender la nueva realidad con una mente abierta, y debemos reorganizar y cambiar las cosas sabiamente para que la vida cristiana esté en armonía con las exigencias del tiempo presente, permaneciendo anclados en nuestra autenticidad oriental, es decir, sacando el agua de la fuente en lugar de la noria, basada en la carta del Papa Francisco "La conversión pastoral de la comunidad parroquial al servicio de la misión evangelizadora de la Iglesia", donde afirma que la evangelización es la norma que debe guiarnos y movernos.


En sus discursos, el Papa Francisco insiste en que la Iglesia debe estar en el corazón del mundo yendo al pueblo, hablándole en su idioma, y de la perenne encarnación y resurrección.


3.Características de la Iglesia Dinámica


Para que la Iglesia caldea sea dinámica y presente, deberá ser:


1. Iglesia de Jesucristo, Evangelio, misión, catecismo, servicio y trabajo pastoral.


2. Iglesia del Espíritu Santo como lo fue en la época de los Apóstoles y Padres de la Iglesia, en la que cada uno encuentra su lugar, su papel y asume su responsabilidad.


3. Iglesia de la plena comunión con la Iglesia Católica, respetando su plena privacidad, carisma y legado.


4. Iglesia que está comprometida con las "renovaciones" del Concilio Vaticano II.


5. Iglesia de diálogo ecuménico con las Iglesias hermanas, así como una Iglesia para la coexistencia con otras religiones, especialmente con el Islam.


6. Iglesia que se preocupa por los asuntos públicos: manteniéndose firme en las legítimas aspiraciones de las personas por la justicia, la igualdad, el respeto, la libertad y la dignidad.


En conclusión, hago un llamamiento a los cristianos de Irak y del Oriente Medio para que se apoyen mutuamente para proclamar el Evangelio a pesar de la multiplicidad y la diversidad de la Iglesia. Ya que somos una familia en esencia y hermanos con diferencias, estamos llamados a cumplir nuestra vocación en esta parte "probada" del Oriente Medio. Desde este punto de vista, insto a todos a que aprovechen la visita del Papa Francisco movilizando a la opinión pública mundial para que apoye a los cristianos orientales a permanecer como un signo vivo de la presencia, la fraternidad y la coexistencia de Cristo.


Bienvenido a Su Santidad, el Papa Francisco en la tierra de Abraham, el padre de los creyentes, en Caldea: Bshina Bshine o Baba Dmarietha. Bienvenidos al Padre de la Iglesia.


Dios los proteja a todos y por favor permanezcan sanos y salvos.


Su Beatitud Luis Rafael cardenal Sako

Patriarca de Babilonia de los caldeos

10 views0 comments

Derechos reservados ®

Parroquia Maronita de San Chárbel

Diseñado por iChárbel.digital

Cantos Maronitas