Search
  • Parroquia Maronita de San Chárbel

San Demetrio de Tesalónica

El grande de los mártires

26 de octubre


Por Rita Karam de maronitas.org


San Demetrio de Tesalónica

San Demetrio ... el grande de los mártires


Él es el ganador de la corona del martirio después de pasar su vida en la tierra dando testimonio de Cristo, cultivando la fe y elevando al hombre su mirada, mostrándole que Dios es el padre y la madre de todo, y su hogar es el cielo.


La Iglesia celebra hoy su fiesta. Hablemos de los tiempos de su vida, inspirados en su biografía, glorificando al Señor sobre sus santos.


Demetrio, también conocido como "Metri", nació en la ciudad de Tesalónica y creció piadoso como sus padres.


Aprendió de su padre, un comandante militar, las virtudes de la moderación, la lucha ascética y la honestidad, que fortaleció con su participación en el mismo cuerpo y asumiendo el cargo de comandante del ejército de Tesalia y de cónsul de Grecia.


Este soldado se distinguió por una gran fe que le permitió vivir el Evangelio mientras trasmitía el amor, se llenaba de paz e irradiaba justicia, difundía la palabra de Dios y la predicaba de palabra y obra.


No pasaba ningún día sin servir de cerca y de lejos, de ofrecer un médico para cada miserable y perdido, y dar una luz para los que cierran los ojos a Dios y oídos sordos a su palabra.


Gracias a él muchos se convirtieron del paganismo al cristianismo. Sin embargo, depredadores celosos lo acusaron al emperador Maximiniano, quien pasó por Tesalónica después de su victoria sobre los bárbaros escitas en el noroeste del Mar Negro, por lo que se enojó con él especialmente después de que declaró con orgullo su fe, por lo que ordenó que lo despojaran de sus títulos e insignias, arrojándolo a una prisión subterránea llena de malos olores.


Aquí Demetrio se dio cuenta de que había llegado el momento de glorificar a Dios, por lo que se preparó para su martirio orando, instruyendo a su fiel compañero "Lobos", que lo visitaba y cuidaba en su prisión, para que distribuyera todas sus posesiones entre los pobres y necesitados.


Pasaron solo unos días hasta que el emperador ordenó su muerte, especialmente después de que el joven "Nestorio" derrotara a "Lahosh", uno de los hombres del emperador en la lucha libre después de que el santo orara por él.


Demetrio fue ejecutado y apuñalado con lanzas hasta que el alma se rindió y su sangre llenó los terrenos de la prisión. Entonces "Lobos" tomó el escudo del mártir, mojándolo en sangre, y le quitó el manto como reliquia sagrada, así Dios hizo milagros a través de ellos, siguiendo su mensaje después de su muerte.


Hoy, en memoria de San Demetrio, repitamos el himno rezando:


"El mundo ha encontrado en ti un gran ayudante en la adversidad y conquistador de naciones, oh portador de la luchas santas. Si en el campo animaste a Néstor, también, oh Santo, ruega hoy a Cristo Dios que bendiga nuestras almas con el perdón de nuestras faltas, ¡amén!".

Hashtag: #maronitas #santosmaronitas #CristoRey

12 views

Derechos reservados ®

Parroquia Maronita de San Chárbel

Diseñado por iChárbel.digital

Cantos Maronitas